Consejos para una rutina de cuidado facial eficaz

Rutina facial diaria

La piel es el órgano más grande de nuestro cuerpo, y el más expuesto, pero muchas veces no le prestamos la atención que merece. Exposición prolongada al sol, a los contaminantes ambientales, a la luz azul de los dispositivos electrónicos, una mala alimentación, el estrés constante… Todos estos factores, entre muchos otros, afectan a la salud de nuestra piel.

Para mantener la piel del rostro en perfectas condiciones es imprescindible establecer una rutina de cuidado facial diaria que sea adecuada y adaptada a cada tipo de piel, protegiéndola así frente a los factores agresores externos y promoviendo su reparación. Para ello, incluso más importante que la rutina de cuidado facial que realizamos por la mañana, debemos tener especial cuidado por la noche.

Pasos para lograr una rutina de cuidado facial nocturna eficaz

 1.- Limpieza. A lo largo del día nuestra piel acumula sustancias tóxicas, sobre todo en la zona del rostro. De manera que limpiarla con productos que respeten su pH es la clave del éxito para conseguir mantenerla joven y con un aspecto saludable.

Retirar el maquillaje con un limpiador jabonoso o en forma de aceite será el primer paso de la limpieza facial nocturna. Si no usamos maquillaje es importante no saltarse la limpieza, optando por productos más ligeros, siempre sin alcohol, que eliminen las impurezas que se han ido depositando en la dermis a lo largo del día.

Según la AAD, la Asociación Americana de Dermatología, para limpiar la piel del rostro de manera eficaz debemos seguir estos pasos:

  • Usar la yema de los dedos y aplicar el limpiador dando un ligero masaje sobre el rostro humedecido. Usar esponjas o toallitas de manera diaria puede irritar la piel.
  • Enjuagar la cara con agua tibia, secándola con una toalla suave de algodón.
  • No realizar una limpieza facial más de dos veces al día, una por la mañana y otra la noche, excepto si sudamos mucho. El sudor irrita la piel, de manera que si esto sucede deberemos limpiar el rostro lo antes posible.

2.- Potenciar la limpieza con un tónico. Usar un tónico adecuado a nuestro tipo de piel nos ayudará a completar el proceso de limpieza. Siempre deberemos optar por productos sin alcohol y con componentes naturales, como rosa, romero o hamamelis, que aportarán frescor y un extra de hidratación.

3.- Contorno de ojos. La piel de la zona de los ojos es la más delicada, de manera que usar una crema específica aplicada con ligeros toques alrededor de los ojos nos ayudará a oxigenar la piel, logrando un aspecto mucho más descansado por la mañana.

4.- El serum, un potente aliado. El serum es el arma secreta en cualquier rutina de cuidado facial, tanto por la mañana como por la noche. Debemos escoger el más adecuado para nuestro tipo de piel, incluso como tratamiento específico. Ahora en primavera empezamos a estar mucho más expuestos a los rayos solares, por lo tanto, podemos optar por un serum que actúe como defensa frente a los daños celulares provocados por el sol.

Los serums en cuya composición encontramos vitaminas como la B5 o la E, con eficacia demostrada en la regeneración de la piel, son especialmente interesantes. Ladival® Serum Regenerador, además de aportar estas vitaminas, contiene Fotoliasa, lo que lo convierte en el serum perfecto para ayudar a regenerar la piel y luchar contra el fotoenvejecimiento, proporcionando además la hidratación necesaria después de la exposición al sol.

5.- Hidratación. Si la limpieza es fundamental en la rutina facial diaria nocturna, la hidratación es el siguiente paso imprescindible. Durante la noche, la piel de nuestro rostro es capaz de absorber mucho mejor los tratamientos cosméticos que aplicamos, de manera que deberemos optar por una crema hidratante facial con efecto antienvejecimiento.

Aplicar este tipo de cremas más ricas en nutrientes con un ligero masaje, ayudará a que los activos penetren en la dermis. Así que, dedícate un momento al día para ti y el cuidado de tu rostro, por la mañana su aspecto será mucho más descansado, saludable y luminoso.

¿Es aconsejable usar la misma crema facial hidratante por la noche que por la mañana?

La respuesta es no. Durante el día necesitamos aportar a nuestro rostro una correcta hidratación sin sensación de pesadez, con cremas ligeras ricas en antioxidantes y compuestos que la protejan de los factores ambientales como los contaminantes o los rayos del sol.

Pero durante la noche debemos aportar una hidratación extra y compuestos que ayuden a reparar el daño producido durante el día. Por eso las cremas de noche suelen ser más ricas en nutrientes específicos y, por lo tanto, más densas.

Consejos para una correcta rutina de cuidado facial diurna 

Podemos seguir el mismo patrón descrito para la rutina de cuidado facial nocturna pero, como hemos apuntado, usando una crema hidratante más ligera y que contenga filtros solares.

Actualmente muchas cremas faciales de uso diario contienen filtros solares en su formulación, como es el caso de Ladival® Urban Fluid, una crema hidratante facial con factor de protección 50+ (FPS 50+) que contiene Radicare®-Gold, un activo de origen natural que protege la piel frente al estrés oxidativo y evita la aparición de los principales signos del envejecimiento prematuro provocado por los rayos del sol, como las arrugas y las manchas.

Apuntes finales

Cuidar la salud de nuestra piel es una tarea diaria y, para que la rutina de cuidado facial sea realmente eficaz, debemos usar siempre productos de la más alta calidad y que respeten nuestra piel, pues de lo contrario invertiremos un tiempo muy valioso en realizar todo el proceso sin conseguir los resultados esperados. Si usamos un limpiador demasiado agresivo irritaremos la piel de nuestro rostro, de manera que todos los productos que apliquemos después no serán efectivos.

Introducir serums específicos en nuestra rutina facial diaria, tanto por la mañana como por la noche, nos ayudará a mantener nuestra piel protegida, reparando el daño que todos los factores externos e internos provocan día tras día. Ladival® Serum Regenerador sin duda es el producto que logra que la rutina facial diaria sea realmente efectiva, potenciando los beneficios de una correcta limpieza del rostro y una hidratación adecuada.

Comentarios

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *